Un regalo que no esperabas

Siguiendo sus propias tradiciones, la editorial Alfaguara vuelve a vestir la portada de la última novela de Daniel Glattauer con un tono azul. Sin embargo, el escritor que cautivó a los lectores con su best seller Contra el viento del norte en esta ocasión se aleja del drama romántico y nos brinda una novela distinta, una “aventura social” protagonizada por Gerold Plassek y su recién estrenado hijo de catorce años, Manuel: Un regalo que no esperabas; ambientada en Austria y basada en una historia real.

Lo más probable cuando lees a un autor al que consideras un maestro con los “sentimientos artificiales” (entiéndase por esto los sentimientos de sus propios personajes), es que la nueva novela no te guste tanto como la anterior. Es inevitable esperar que se supere a sí mismo.

Sin embargo, aunque al principio pensaba que me iba a decepcionar, Glattauer vuelve a demostrar que no es necesario contar grandes cosas para construir una novela bella, de calidad e infinitamente humana.

El humor desenfadado, irónico e inteligente que tanto ha caracterizado a sus personajes vuelve a destacar en la personalidad de Gerold Plassek, quien se ve a sí mismo como un hombre sencillo que no tiene demasiadas aspiraciones. La cadena de sucesos “casuales” en la que se desarrolla la historia no es más que una manifestación de la sencillez e inteligencia con la que escribe este autor. Una demostración de que la vida, las cosas cotidianas y los sentimientos más plásticos son la auténtica literatura.

Glattauer vuelve a demostrar que no es necesario contar grandes cosas para construir una novela bella, de calidad e infinitamente humana.

Al compás del misterio que envuelve al donante anónimo, Gerold tendrá que superar su propios miedos y enfrentarse a la adolescencia de su hija Florentina, con quien hasta entonces no había tenido demasiada relación; la motivación de su hijo Manuel, a quien todavía no le ha confesado su verdadera identidad; y la presión que siente en un trabajo donde no se valora la humanidad harán que Gerold rompa con las correas e intente mejorar su vida.

Lejos de convertirse en una novela de thiller emocional con algunos momentos románticos muy forzados, Un regalo que no esperabas resume en 273 páginas lo que realmente simbolizan las pequeñas cosas de la vida. De una manera u otra todos los personajes de esta historia (hasta los que no entran en acción) recibirán un regalo inesperado. Puede que a algunos les toque algo material, como las donaciones que parecen estar íntimamente relacionadas con los artículos de Plassek; pero la gran mayoría recibirá un cambio en su vida, una segunda oportunidad.

Y esta serie de regalos Gerold los aprovechará, consciente o incoscientemente, para satisfacer a su hijo Manuel, conquistar a Rebeca y ganarse la confianza de Florentina. Todo eso mientras trata de convertirse en un hombre mejor y hacer lo que cree más justo.

No quiero desvelar el desenlace de esta novela, sólo resaltar en mi crítica la elegancia que posee Glattauer para hacer reflexionar al lector sin necesitar que su argumento hable explícitamente sobre el tema que plantea.

Sin embargo, si algo tuviera que resaltar negativo sobre este libro sería la cantidad de erratas que he encontrado. Así que desde aquí le pego un tirón de orejas a la editorial y me remango para abordar la siguiente lectura de Glattauer con muchas ganas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s